CASA . ATLAS . BALSA | Leandro Comba en Diego Obligado (Rosario)

Multicapas_4.jpg

La nueva exposición individual de Leandro Comba propone una crónica de espacios expositivos. Tres series, con procedimientos y materialidades diferentes, que se configuran a partir de investigaciones y elucubraciones en torno a los espacios de la casa, la galería y el museo.

Escribieron para la muestra: Textos: Sonia Becce, Georgina Ricci y Nancy Rojas


Una charla con Leandro

Sonia Becce. Cuando empezamos a pensar en una charla compartida, sugeriste que un buen modo de arrancar era hacerlo por el título de la muestra. A veces, la manera de nombrar
alumbra la obra en cuestión, da indicios de la evolución del trabajo, devela algo de quien lo hace, mientras otras, desvanece al autor u opaca deliberadamente el sentido. Me gustaría saber si ya hay un título más o menos definitivo y en ese caso, cómo fue el proceso para encontrarlo.

Leandro Comba. Hubo algunos títulos dando vueltas, escritos en un cuaderno a modo de diario de trabajo. Mezclados con dibujos y extractos de textos leídos, aparecían cada tanto nombres posibles para la muestra, que fueron quedando perdidos entre las hojas. Uno duró bastante. Desde el inicio pensé en trabajar como lo haría un cronista, en mi caso, un cronista de lugares habituales, y dar cuenta del ir y venir entre esos espacios. Una crónica de viaje, por Boulevard Oroño, enlazando mi casa, la galería y el museo. Entonces, Crónicas espaciales tuvo su momento. Pero pasó el tiempo, las series iban creciendo y este título quedó desplazado por otro más directo y concreto: CASA. ATLAS. BALSA (Creo que será el título finalmente). Me gustó nombrar las fuentes: (Casa) unos de los espacios elegidos, (Atlas) el título de una de las series, y (Balsa) uno de los materiales con los que trabajo. Podría haber sido otro trío (Quizás: Museo. Multicapas. Fenólico) pero el primero tiene musicalidad, medio trabalenguas, muchas letras “a”. Entonces, CASA. ATLAS. BALSA. -casi como un alias bancario- es hasta el momento el más probable. Me gusta pensar el título de la muestra desde el comienzo del proyecto, que transcurra y se deje afectar por los avatares del proceso...

SB. ¡Me gusta mucho ese título! Creo que habla de la obra, de las series...y de vos. Sintético y claro...pero a la vez enigmático. Tal como decís, podría haber sido un alias bancario. Y esa
asociación tan poco frecuente y tan actual, ubica al espectador de una sola vez.

LC. Si, el título enfatiza lo que luego se verá en la exposición. Está compuesto por 3 elementos que pertenecen a diferentes cualidades de cada una de las 3 series, y en el momento en que ves las obras empezás a descifrarlo...

SB. Las 3 series en las que trabajaste, escalan en complejidad progresiva, así la 2 es más laboriosa que la 1 y la 3, más que la 2 y la 1. Hay una acumulación de capas, que implica
asimismo una sumatoria de tiempo (dejar secar una capa de pintura, para aplicar la próxima) y en la última, el recorte ya no es un artilugio de la pintura, sino un minucioso catálogo de formas. Y aquí es interesante aclarar, que ese proceso está contenido en obras llamativamente pequeñas. Me consta que las series fueron apareciendo en simultáneo, o sea que no buscaste esa escalada, sino más bien que te la habrás topado y decidiste agrupar o catalogar las obras. Me gustaría saber más del proceso (¿mental?) que llevó a esta selección y clasificación.

LC. La serie 3, que finalmente se llamará BALSA, fue la que primero tuve en mente, sobre todo por el material. Quería volverme a encontrar con la madera balsa. Un material tan blando, tan frágil, tan de lo proyectual. Desde un principio tomé la decisión de llevarlo a un primer plano,
tratándolo como si fuera roble de Eslavonia. Tal como aparece en los tutoriales íntimos que te compartí, comencé con la construcción de la maqueta de los espacios, pero rápidamente me di
cuenta que no era ahí donde tenía que quedarme. Siempre me gusta la idea de evolución, de
mutación... y es a partir de esa idea que aparece el desguace o el despiece de la maqueta. Un
espacio expositivo desarmado, explotado y la posibilidad de trabajar bidimensionalmente esas
piezas -un estado raro para la madera balsa- y disponerlas en varios cuadritos. Cuadritos trabajados con la idea de diagrama, de abstracción, de collage. Con la técnica de la marquetería, muy artesanal, muy minuciosa. Es claro que el tratamiento artesanal atraviesa ésta y las otras series. Es un modo de trabajar que me ayudó a concentrar fuerzas, a pensar en lo cercano, lo manual, lo físico, lo cotidiano. Un poco en sintonía con la idea de los espacios cercanos y conocidos: de casa al trabajo, ida y vuelta... insistir como un mantra en sacarle aún más provecho al día a día... Me viene a la cabeza la frase: “Desnaturalizar lo cotidiano”.

SB. Me quedé pensando en la expresión tutoriales íntimos. Los revisé como a quien se le permite ingresar en la memoria de un proceso meditado, controlado, como si permitieses el acceso en clave -otra vez la analogía bancaria- a los usuarios elegidos con los que querés compartir la intimidad de este trabajo.

LC. Los tutoriales íntimos fueron un modo de registrar el paso a paso del proceso de cada serie. Fotografié cada acción nueva y lo que ésta le producía al material, cada capa de pintura,
cada corte que me parecía trascendente, y así construí una suerte de instructivo de mi propio trabajo. Al comienzo lo pensé como un ejercicio íntimo, casi como un autoaprendizaje, luego al mostrárselo a amigos y colegas sentí que quizás sería un lindo modo de contar (transferir) la experiencia de los procedimientos a los demás.


SB.
Volvamos a las Series 1 y 2, nos quedaron atrás...

LC. Esas dos series, también van en el mismo sentido que la 3: trabajar desde la factura artesanal, la acción sobre la materia, la repetición y la insistencia sobre materiales comunes
como el mdf o el fenólico, para tratar de extraer lo mejor de ellos.

SB. La concentración, el tiempo dilatado, el regocijo por lo manual, lo íntimo, parecieran ser características propias de lo que la pandemia provocó en algunos de nosotros. El
descubrimiento de habilidades (o torpezas) que permitieron aventurarse en actividades menos conocidas para “matar el tiempo” y la incertidumbre del futuro, están en el presente de tu obra. De todos modos, y en tal caso, se reforzaron ciertos aspectos de siempre, pero no los veo como si hubiesen sido exploraciones a territorios tan desconocidos. Me gustaría saber qué pasó en “tu pandemia”con el trabajo artístico.

LC. Fueron momentos de experimentar la escala 1:1. De estar conectado con el presente. De revisar ideas y revisitar proyectos. De lecturas y relecturas. De dejar de programar y planificar y estar en el aquí y ahora... Más allá de que los trabajos de esta muestra comenzaron post
pandemia, de algún modo esa experiencia fue esencial para plantearlos. Así, una conciencia más profunda del entorno y una actitud contemplativa posibilitaron descubrir más potencial en los espacios habituales. En ese sentido, los espacios en que vivo, trabajo y transito fueron fundamentales en todo el proceso de creación.

SB. Me tienta pensar las obras nuevas como una exploración escultórica, una salida del plano, aunque se vean como 2D. Creo que hay una búsqueda allí, y a la vez un desafío a una especie de letanía que vincula tu profesión con tu quehacer artístico.

LC. Mi formación, mi afinidad con el espacio y la arquitectura, es algo que siempre utilizo como fuente de información e inspiración.. Me gusta dar el puntapié inicial a los proyectos
artísticos desde allí. Y también, mis diferentes actividades y trabajos dentro del contexto del arte, enriquecen y expanden mi percepción a la hora de plantear mis obras.

La construcción de las maquetas de los espacios ultra conocidos y trabajados me resulta estimulante. Me propongo conscientemente extraer y condensar aún más lo que parece evidente, obvio. Esa acción me interesa. Y por otro lado la noción de que una cosa se transforma en otra, idea que recorre todas las series. Me atrae que una maqueta se desarme, se descomponga y que sus partes constitutivas intuitivamente terminen en una suerte de diagramas planos. Lo escultórico o lo objetual, en las tres series, siempre están presentes, ya sea porque todo tiene cuerpo, materia, espesor, o fundamentalmente porque el espacio está en su génesis, en su origen...

Por Sonia Becce
Marzo 2022



Hasta el 4 de junio de 2022 en la Galería Diego Obligado (Güemes 2255. Rosario)

Multicapas_1.jpg Balsa_1.jpg Balsa_5.jpg sala_2.jpg sala_4.jpg
compartir
Con el apoyo de