Historias, ficciones, pasado, presente y futuro, lo verídico y lo fantasioso de Max Gómez Canle y Lux Linder

Max Gómez Canle y Lux Lindner . Max Gómez Canle, Lux Lindner en Casa de las Culturas (Tigre) desde el lunes 9 de octubre de 2017 hasta el domingo 17 de diciembre de 2017.

Fulminante de Max Gómez Canle
El Delta como ramificación de la pintura, la historia y las ficciones.

El proyecto que derivó en Fulminante comenzó con una investigación de la iconografía del paisaje de Tigre, especialmente sobre el Delta y de los artistas que trabajaron esta temática.

“Cuando convocamos a Max y a Lux teníamos la expectativa de que Tigre los inspirara”, señala Milagros Noblía Galán, Directora Coordinadora de Artes Visuales de Tigre, “pero nunca esperábamos que se involucrasen tanto con su mística y su patrimonio. Con Max realizamos relevamientos de paisaje y pusimos a disposición el patrimonio de nuestros museos. Fue así que al conocer el Museo de la Reconquista vio por primera vez Explosión del Fulminante, una pintura de Antonio Somellera, que retrata la explosión del buque depósito torpedero llamado Fulminante, en el apostadero del Río Luján acontecida en 1877, siniestro del cual se cumplen 140 años el 4 de octubre.”

En la obra de Somellera, a quien Gómez Canle considera “un Cándido López naval” se puede apreciar en detalle el hongo que generó la explosión de la Santa Bárbara, visible a varios kilómetros según las crónicas de la época, y la lluvia de esquirlas de hierro que cayó varias cuadras a la redonda. Esta explosión y su registro pictórico se transformaron en el centro expansivo de un proyecto que implica cruces y desvíos entre pintura, historia y ficción.



“Esta obra, desconocida para mí hasta entonces, es la que articuló el resto de mi investigación que involucraba los trabajos de Prilidiano Pueyrredón, Carlos Barberis y Horacio Butler; éstos me permitían hacer un recorrido amplio de la historia del arte argentino y a la vez del Delta.” Gómez Canle afirma: “Tomando a estas obras como túneles o portales entre ficción y realidad, la explosión del barco funcionó para mí como un Big Bang, y así como el río se ramifica en el Delta, las historias y ficciones se desplegaron desde este evento original, colapsando y entremezclando pasado, presente y futuro, lo verídico y lo fantasioso.”

Gómez Canle propone así a la pintura como un fluido que revela mundos ocultos y re-elabora la relación entre historia y ficción. En colaboración con el artista Mauro Cruz, Gómez Canle se embarcó en ese fluir recreando en un biombo, pinturas de un Prilidiano Pueyrredón tardío; ambos desarrollaron y encarnaron un movimiento de artistas pleinairistas anarquistas seguidores de Carlos Barberis, generando pinturas y objetos de estos barberistas, obsesionados con las ruinas del fulminante, el limo, el barro y el óxido; y por último poseídos por el fantasma de Horacio Butler, imaginaron una “noche americana eterna" (día por noche) en la que la lluvia de esquirlas del vapor torpedero es incesante.



“Max con su muestra revive el hecho, hace que aparezca, lo representa, sustituye a la cosa y así cae en una situación que interrumpe el tiempo y hace que se requiera de la presencia de los sentidos”, afirma Albertina Espartaco Klitenik, Productora de Contenidos de la Casa de las Culturas. “Los sentidos muestran a cada hombre un mundo diferente. Los sentidos son las guías para llegar a la verdad. Max a través de su pintura nos transporta a aquellas verdades ocultas en las profundidades del río.”

El resultado es una exposición de obras originales, fuertemente relacionadas con Tigre, sus tradiciones e imaginario en los que, según el artista, “retratamos un delta mágico y oscuro”.


El regreso del Astrólogo de Lux Lindner.

En el proyecto El regreso del Astrólogo, el artista Lux Lindner partió de un trabajo de campo intuitivo y tomó contacto con su imaginario para observar sus ocurrencias, es decir, aquellas cosas que se podían oler, espiar, transformar en desafío y producción.

El resultado fue el encuentro con una situación ficcional que recupera la idea del Delta como zona de refugio y de vida alterna pero cercana a la gran ciudad. El regreso del Astrólogo referencia al famoso personaje de las obras de Roberto Arlt: Los siete locos y Los lanzallamas. En Los lanzallamas el astrólogo desaparece. Lindner imagina su regreso y el destino es el Delta.



“La exposición está pensada como una tercera parte, continuación de las novelas antes mencionadas”, afirmaba Lux Lindner mientras estaba comenzando a planear la exposición. “¿Qué habría pasado si Artl seguía vivo y decidía escribir una continuación? ¿O fallecía y desde el más allá dictaba una tercera novela o continuación? Siempre me inspiró algo… El personaje más importante, el astrólogo, desaparece y nadie sabe a dónde va. ¿Y qué hizo? Alguien se entera después de muchos años, de que está escondido en alguna parte de Tigre y hay que ir a buscarlo. Entonces eso se une con otra historia, El Corazón de las tinieblas de Joseph Conrad, perdido en medio de la selva. Así, me puse a armar unmashup que todavía está en proceso. Y de hecho esto puede tomar la forma de un cuento,performance, o tal vez de puesta teatral en la que alguien describa la situación.”

El devenir del proyecto fue generando un conjunto de obras en distintos soportes que conforman una tercera parte de novela muy particular, en la que intervienen dibujos, pinturas, una obra audiovisual exclusiva y una performance inédita a cargo del polifacético artista.
“Lux Lindner es un inventor de formas, o mejor dicho un detector de formas novedosas desde una narrativa sin duda inspirada en el paisaje circundante”, destaca Albertina Espartaco Klitenik. “Lindner presenta en esta muestra una suerte de película desarmada, casi se trata de cine expandido, o mejor dicho de un STORYBOARD EXPANDIDO que se desarma en dibujos, performance y video intentando revelar el misterio del astrólogo arltiano sumergido y reaparecido en el Delta de Tigre en el siglo XXI.”



En El regreso del Astrólogo, Lux Lindner recupera la tradición del Delta como refugio misterioso y a la vez renueva los cruces de tradición entre arte y literatura que son tan característicos en su obra, yendo esta vez un poco más allá, animándose a exponer una hipótesis intimidante sobre el destino y la posible gravitación de uno de los personajes más malditos de la literatura argentina sobre nuestra actualidad y nuestro presente.




Inauguró el Viernes 6 de Octubre y se puede visitar hasta el 10 de diciembre de 2017 en Casa de las Culturas (Gral. Bartolomé Mitre 360 - Tigre)

compartir