Porquería Mala, Gala Olimpia, Ian Ghersi Pombo en La Ene

Autor de la reseñaramona , 19 de Mayo de 2017
MuestraUna epoca/ Ninguna epoca
EspacioLa Ene - Nuevo Museo Energía de Arte Contemporáneo
Artista(s) Porquería mala | Gala Olimpia | Ian Ghersi Pombo
Técnica(s)Fotografía | Instalación | Pintura
Inauguración12-05-2017 19:00
Cierre12-06-2017 19:00

Este fue el año que mas escuche hablar a los artistas sobre vanguardias, una muestra colectiva sobre surrealismo en fundación Osde, Malevich en fundación Proa, leí dos libros iguales de Boris Groys que analizaban la eficiencia y vigencia de las vanguardias, fui a la universidad y obviamente también me las encontré. Pareciera que en épocas de crisis resurge un interés nostálgico por la idea de grupo, juntarse, escribir en un café un manifiesto, nadie escribe un manifiesto en el 2017. En cualquier momento comienza arteBA y las tribus del arte se cristalizan en esos cubículos blancos tambaleantes. Mientras algunos artistas se esfuerzan por generar cohesión y resguardarse en un statement colectivo hay otros empecinados en deambular solitarios y solteros alrededor del circuito del arte.



Puede que los artistas que integran esta exhibición no hayan ido a la inauguración de “Tiempo partido” del colectivo General Idea en el Malba o que no conozcan al menos un nombre de un coleccionista argentino, pero sus ojos seguramente se posaron en lugares que muchos otros desconocen: Ian Ghersi Pombo vió un recoveco en el Guggenheim de Bilbao funcionar como hogar para jóvenes vagabundos, Gala Olimpia vio flotando hojas de marihuana en los párpados de su amante en la matanza y lo pintó, Porqueria mala algo único habrá observado en la piel de esas muñecas para lograr un busto tan aseñorado y grotesco que nos atrevimos a titular



Papá.



A lo largo del montaje, rodeados catálogos que brotaban de la biblioteca del museo, no pudimos evitar imaginarnos a Ian, Gala y Porquería refunfuñando en una clase de de Marcia Schvartz o Esteban Lisa.
Los tres por igual recurriendo a la ironía y desenfado construyen trincheras al costado de la historia, sosteniendo la bandera Grunge de una generación que se resiste a las restricciones estéticas típicas de las modas que vienen y van. Sin renegar de la influencia en su educación artística que oscila entre suplementos de arte discontinuados comprados en ferias americanas, escuelas de formación tradicional y largas horas de scrolleo en internet sus obras se presentan como noventosos exabruptos expresionistas. La exhibición intenta así agregar una capa mas de rebeldía y excentricidad sobre La Ene, un museo concebido como una crítica institucional, conectándolo con artistas que se encuentran cómodos brillando por fuera del sistema.

Curadores Martin Farnholc Halley y Tobias Dirti



La muestra inauguró el Viernes 12 de Mayo y se puede visitar hasta mediados de Junio


La ene
Esmeralda 320 - 2A- CABA
@museoenergia


compartir